Desde Concejo de Bogotá piden a la administración medidas para migración de venezolanos

Domingo, Septiembre 17, 2017 - 13:37

En carta enviada al Alcalde Mayor, el concejal Diego Molano hizo un llamado para que se formule medida humanitaria transitoria en alimentación, salud y educación: “Debemos estar preparados ante esta migración masiva”.

Un llamado a la acción al alcalde Enrique Peñalosa para que se formule por el Distrito una medida humanitaria transitoria para los venezolanos que se encuentran en la ciudad, hizo el Concejal del Centro Democrático, Diego Molano Aponte.

En carta enviada al burgomaestre, Molano Aponte le solicitó que esa medida humanitaria transitoria podría abarcar cuatro puntos relacionados con: Alimentación básica, salud, atención a los adultos mayores en centros comunitarios y entrada al sistema educativo para los niños.

 “El país y la ciudad no están preparadas para atender esa cantidad de venezolanos que están llegando. Ya se comienza a reflejar disputas entre venezolanos y colombianos y se agrava la crisis por el número desbordado de esta población no solo buscando el diario vivir, sino también con enfermedades y dolencias que no son atendidas en los centros de salud”, manifestó

No se sabe a ciencia cierta cuántos venezolanos han llegado al país. El Gobierno Nacional y la Organización Internacional para las Migraciones hablan de 300 mil personas pero siguen en la tarea de contabilizarlos.

Molano hace un llamado de alerta para que se trabaje ya en políticas públicas que prevengan la xenofobia y se genere ayuda solidaria a los migrantes venezolanos, mientras pasa la crisis del país vecino.

“Actualmente la OIM trabaja en una segunda fase de la matriz de seguimiento de desplazados y esperamos conocerla este mes con el fin de abrir los ojos a las autoridades y que se aplique esta medida humanitaria transitoria”, manifestó.

Según Molano Aponte, la población venezolana refugiada en Bogotá, afronta problemas de alimentación, salud y vivienda.

Dijo además que “No podemos permitir que los niños no tengan las vacunas correspondientes y se pueda desarrollar epidemias que ya estaban controladas en el país. No podemos seguir viendo venezolanos enfermos en el terminal de transporte durmiendo en el piso, hay que formalizar mecanismos humanitarios, que aunque implique recursos para la ciudad, si se planean bien, los resultados se verán, claro está sin descuidar la atención a los bogotanos”.

“Hay que crear herramientas de ayuda humanitaria transitorias mientras se recuperan, pero no se puede generar una xenofobia entre la ciudadanía bogotana sino de solidaridad frente a ese proceso. El Gobierno Nacional debe actuar más rápido y crear una visa transitoria y los colombianos que tienen la posibilidad de contratar laboralmente a los venezolanos lo deben hacer formalmente y no explotarlos”.

Según ACNUR, las solicitudes de asilo suman cada vez más, lo que nos demuestra que esto no termina aquí y que las alertas deben estar prendidas. “Durante el año pasado, 27,000 venezolanos presentaron solicitudes de asilo en el mundo entero, una cifra que ha ascendido hasta los 52,000 de enero a junio de este año dijo en su momento William Spindler, portavoz del ACNUR.

Esta medida se uniría al Proyecto de Ley ya radicado por el Centro Democrático en el Congreso de la República para dar visa humanitaria a los venezolanos que huyeron hacia Colombia. La propuesta establece una regulación inmediata a la situación laboral y la atención médica para los venezolanos.

Sección: