Insólito: Niña recibió un tiro en la cara durante un operativo de la Policía en Bogotá

Foto: Referencia
Miércoles, Enero 20, 2021 - 13:41

Un insólito caso de abuso policial tiene indignados a los habitantes de la localidad de Bosa, en el sur de Bogotá, luego de que fuera denunciado el caso de un operativo de la Policía en donde resultó herida una niña de doce años cuando celebraban un cumpleaños.

Según lo denunció el concejal Diego Cancino, los uniformados llegaron hasta un establecimiento comercial a verificar el cumplimiento de la cuarentena, y allí allanaron un establecimiento donde se llevaba a cabo la celebración. Y lo que empezó con tranquilidad terminó en tragedia luego de que los uniformados dispararon al menos 11 veces al local.

<blockquote class="twitter-tweet"><p lang="es" dir="ltr">Lo que ocurrió el domingo en Bosa no fue una &quot;batalla campal&quot;, fue un caso de brutalidad policial que pudo terminar en una gran tragedia. ¿Quién le autorizó a la Policía disparar al menos 11 veces contra el comercio que se negaba a cerrar y sus ocupantes?</p>&mdash; Diego Cancino - Concejal de Bogotá (@cancinodiegoa) <a href="https://twitter.com/cancinodiegoa/status/1351610376983515138?ref_src=twsrc%5Etfw">January 19, 2021</a></blockquote> <script async src="https://platform.twitter.com/widgets.js" charset="utf-8"></script>

Además de la imprudencia con las armas de fuego, se conoció que los agentes cortaron el servicio de energía, el internet de la vivienda, y además rompieron las rejas del mismo.

“Me agredieron con ladrillos y bates, a mi hija con el ladrillo le rompieron la cara. Hubo disparos, yo tengo uno en la pierna izquierda. Me cogieron varios en el piso a patadas, a mi esposo le dieron en la cara con bolillos y patadas. Al cuñado de mi hija con un casco de la Policía le rompieron la cabeza, de hecho el casco quedó aquí y se lo llevó la Fiscalía,” dijo Katherine Peña.

Además la mamá de la niña denunció que durante la conflagración, la infante recibió un disparo en su rostro, por lo que tuvo que ser llevada a un centro asistencial para que recibiera la atención médica.

También se conoció que la familia está siendo víctima de extorsión por parte de agentes de la Policía y que el día de los hechos se llevaron el dinero de la caja.

“En el control llegaron unos funcionarios con dos patrulleros y nos pidieron los papeles, nosotros los presentamos, ellos pidieron todo y se los dimos, revisaron todo y cuando salimos el agente me miró mal. Esta persecución que me hacen es semanal”, declaró.

Sección: