Doloroso reclamo: Desesperados padres denuncian negligencia que causó muerte de su bebé

Suministrada.
Viernes, Agosto 21, 2020 - 14:08

Un nuevo caso de presunta negligencia médica que le costó la vida a una bebé se registró en las últimas horas en el departamento del Huila, en un caso que ya es investigado por las autoridades. 

William Montilla, de 27 años, y su esposa, de 16, procedentes de la vereda Montesitos del municipio de El Agrado, denunciaron que hubo desatención de los galenos en el embarazo de su cónyuge, quien dio a luz a una bebé de 38,2 semanas, pero luego murió de forma extraña.

La pareja se trasladó desde el corregimiento a la cabecera municipal, para que la mujer recibiera atención médica en el hospital San Antonio. Según relató Wlliam, hasta el mediodía del pasado sábado todo transcurría con normalidad.

Hasta que su esposa registró un sangrado, el cual fue considerado normal por los médicos, pero en él causó fatales sospechas. 

El calvario

Pese a su insistencia, y el aumento del flujo sanguíneo en su mujer, lo que generó alarma, el personal de salud del centro asistencia solo habría atendido su llamado pasadas unas horas, cuando se ordenó preparar la sala de parto.

"Habían inicialmente tres personas en la sala, pero con el pasar de un rato empezaron a llamar desesperadamente más personal. Hubo un momento en el que una enfermera se le subió encima a mi esposa, encima del estómago, le hizo fuerza", reveló Montilla en diálogo con el periódico La Nación.

"Minutos más tarde la niña nació, pero no sé porque me sacaron de la sala, y cuando vi por completo a mi hija, ya estaba muerta", recordó el desconsolado padre, quien exige respuestas del hospital y pide justicia para lo que él fue un homicidio culposo.

Y es que según el hombre, le negaron el derecho de ver a su hija y, por el contrario, ordenaron traslado de su pareja y la criatura hacia el hospital de Garzón, municipio cercano a Neiva, sin entender él los motivos de lo que sucedía. 

"Sabía que mi hija estaba muerta, una enfermera me lo dijo y yo me di cuenta, sin embargo del Hospital de El Agrado, me mandaron en ambulancia, con la bebé en una incubadora, haciéndome creer que ella iba viva, pero no era así", contó el desesperado hombre.

Cuando llegaron al hospital de Garzón, Montilla dijo que le dijeron lo que ya conocía, pues la infante llegó sin signos vitales. La niña fue entregada a su familia, que volvió a El Agrado y, solo un día después, puso en conocimiento de las autoridades el caso.

Según el frustrado padre, quien era primerizo, su bebé registró algunos rasguños en un ojo y en el rostro, al igual que hematomas en diferentes partes del cuerpo, el lado derecho de la cabeza estaba flácido y según él, el ombligo estaba ‘arrancado', como le indicó a La Nación. 

Por ahora, el caso ya está en manos de las autoridades. Se espera que en un mes se conozca el resultado de la necropsia, la cual revelará las causas del deceso de la bebé. 

Sección: