"A su hijo lo mataron": Joven fue arrojado a un caño tras una riña y cadáver no aparece

Suministrada.
Sábado, Enero 9, 2021 - 08:35

Dolor, tristeza y angustia vive la familia de un joven de 20 años, identificado como Julián Esteban Gómez Cañón, quien desapareció luego de que, según su familia, fuera arrojado al Canal Albina, al parecer después de haber participado en una riña.

En hechos que aún son materia de investigación, la familia del joven pide a las autoridades que los ayuden a buscar el cuerpo del joven, quien al parecer fue asesinado en el barrio Santander de la localidad de Antonio Nariño, sin embargo hasta ayer no había rastros de su paradero.

El drama y el dolor familiar inició el 25 de diciembre, en plena celebración de la navidad, cuando a las 11 de la mañana le sonó el teléfono a la señora Johana Andrea Cañón, madre de Julián.

“Ese día recibí una llamada, era de un anónimo, pero sabía mi nombre. Me decía que fuera a buscar a mi hijo, porque lo habían matado el 24 de diciembre”, dijo la señora a un reconocido medio de comunicación nacional.

De esa llamada tiene pocas pistas: le dijeron que a su hijo lo habían apuñalado y que dos personas estuvieron con él hasta que murió. Cuando lo comprobaron, lo lanzaron al canal. “’Tiene que buscarlo’, me dijeron. Luego me colgaron el teléfono”, expresó llorando la mujer.

Sin rastros

Johana Cañón llegó a Bogotá ese mismo día y se trasladó hasta la sede del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, donde retiraría el cadáver de su hijo. “Me dijeron que no habían hecho ningún levantamiento” reiteró y a su vez agregó “me hicieron una entrevista y me asignaron un investigador”.

El 26 de diciembre, Johana se acercó al Cuerpo de Bomberos de Bogotá con caso en mano. Entonces, la apoyaron con la búsqueda. Asimismo, Johana y su familia han recorrido, día tras días, el curso del canal: han revisado todo, palmo a palmo. “Pero no ha sido posible encontrarlo”, lamentó.

Apoyo insuficiente

La dama señaló que no han recibido el apoyo suficiente por parte de las autoridades para encontrar el cuero del joven. Desde el 29 de diciembre hasta ayer, ha pedido acceso a las cámaras de seguridad del sector para tener pistas de lo que pasó con Julián entre el 24 y el 25 de diciembre.

“No hemos tenido apoyo por parte de la Policía Nacional. Nosotros solicitamos un mecanismo de búsqueda urgente”, dijo. El mayor temor de Johana es que, pronto, Bomberos Bogotá pueda interrumpir la búsqueda.

Redacción Extra Bogotá

Sección: