El peso desconocido de Carrasquilla: la enfermedad de su hijo Lucas

Colprensa
Miércoles, Abril 7, 2021 - 08:33

Alberto Carrasquilla empezó su vida profesional como un gran académico. Su vida cambió cuando recibió una propuesta de Álvaro Uribe para ser su Ministro de hacienda. Esto significó reemplazar el despacho de la universidad por un asiento al lado del entonces presidente de Colombia. Aunque no tenía experiencia en el sector público, en sus hombros pesaba el reto de reemplazar a un peso pesado: Roberto Junguito (QEPD), que se desempeñó solo un año en el cargo.

Con 42 años, Carrasquilla estaba más que preparado para asumir el cargo. Luego de un gran primer año con la economía del país por las nubes y la popularidad de Uribe en un punto muy alto, dándole golpes a las FARC de manera regular y una opinión pública rendida a sus pies por los éxitos de guerra, que le entregaron un 80% de favorabilidad, el 2004 prometía ser para el Ministro de Hacienda, su año predilecto.

Clara Parra, economista de la Universidad de Los Andes, esposa de Alberto, esperaba el tercer hijo de la pareja, a quien llamarían Lucas. Pero todo cambió. La alegría del nuevo miembro de la familia se transformó en tensión, en una agónica lucha por sobrevivir: Lucas nació con cáncer.

Una característica que destaca a Carrasquilla es la privacidad que hay para su vida íntima. El público puede consultar en cualquier instante sus grandes reconocimientos como economista. Sin embargo, quizás, su más grande hazaña profesional, es que logró que en los años más complejos, cuando la supervivencia de Lucas, pendía de un imposible, no se dijera ni una palabra sobre el tema. Su profesionalismo lo llevó a cumplir con sus obligaciones al lado de Uribe, como si su problema personal no existiera.

La familia se mudó a Londres, donde permaneció un año. El objetivo era buscar alternativas para tratar la dura enfermedad de Lucas. En una de esas, debió ampliar la hipoteca de su residencia al norte de Bogotá para disponer de recursos y así pagar el tratamiento.

“Desde el día de mi retiro como ministro en marzo de 2007 hasta marzo de 2008 tuve muy poca actividad comercial, por lo cual me vi obligado a ampliar la hipoteca de mi apartamento, dado que mi principal foco de atención fue acompañar una emergencia médica derivada de la recurrencia de una enfermedad muy grave en mi hijo”, declaró Carrasquilla.

 

Sección: